Cómo hacer un perchero casero fácil y barato con cuatro palos

0 Comentarios

¿Quieres un perchero de pie bueno, bonito y barato? ¡Pues hazlo tu mismo con 4 palos de madera! Iniciarse en el mundo de la artesanía para el hogar no es nada fácil y, a priori, puede dar algo de miedo, pero existen determinados elementos como el que vamos a proponer hoy que, con poca experiencia, podemos lograr con un resultado final positivo. Es el caso de la idea DIY que traemos para hoy: un perchero de pie muy fácil de realizar y muy barato, algo fundamental en estos días.

Hemos especificado que se trata de un perchero de pie porque, como ya sabrás, existen percheros tipo colgador que van directamente en la pared.  El nuestro irá en el suelo, sin ningún tipo de percha externa y te contamos cómo hacerlo a continuación:

Hacer un perchero de pie fácil y barato: paso a paso

 ¿Qué necesitamos?

– 4 palos de madera largos. Puedes comprarlos en cualquier ferretería o tienda especializada en productos de madera.

– 1 Cuerda de material resistente. Por ejemplo, una cuerda de cuero.

– Tijeras

 

Pues bien, ya podemos comenzar. De verdad que es muy fácil.

Lo primero de todo es colocar las 4 maderas de forma que se mantengan de pie. Para ello, te recomendamos cruzar dos de ellas y las otras dos restantes colocarlas justo sobre el punto en el que se cruzan las anteriores. En este paso es probable que se te caigan las maderas varias veces, no te preocupes porque es normal. ¡Ánimo!

Cuando hayas conseguido la posición ideal, con cuidado de que no se te muevan, une las 4 maderas con ayuda de la cuerda de cuero. Hazlo justamente a la altura en la que se unen las 4 maderas y no lo hagas más arriba o más abajo porque entonces el perchero de pie no tendrá consistencia.

 

Si te apetece que tu perchero de pie sea de algún color personalizado, recuerda que deberás pintar las maderas antes de colocarlas y unirlas. En este caso, el perchero no será tan barato porque tendrás que comprar la pintura pero si eliges bien los colores te quedará chulísimo.

¡Ya lo tienes! ¿A qué no era tan complicado? Ya puedes colgar tus bolsos y sombreros en tu perchero de pie casero.

Déjanos tu opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *